miércoles, 23 de septiembre de 2009

Grrr!



Estoy harto de las personas que son puro bla bla. De esos que te amenazan con una parábola, con la estupidez de una indirecta. -Si sos tan así, como decís, o por lo menos la mitad, vení y cantame las cuarenta o las cuarentayuna si es que te dá el cuero-. Pero no. Ahora, es todo virtual. Hablo de esa gente que no puede consigo misma. Seres altamente descartables. Tarde o temprano muestran la hilacha, delatan un insoportable halo de mediocridad. Encima, son como esos perros que quieren agarrarse la cola: No paran de dar vueltas, ladran al pedo y nunca muerden... No me dan bronca, ni lástima: me dan risa.

Listo.

2 comentarios:

r.- el corre ambulancias dijo...

no es bueno andar a los gritos, pero llegado el caso, prefiero la gente que te putea a la cara (o al monitor, llegado el caso) que los que se hacen el sabato con el doble sentido

Dani The Fish dijo...

Son una sarta de pelotudos mal cogidos. Eso son...